Gastronomía Hellowine Recetas

Pesto, pero no cualquiera

pesto pasta

(Sigo con los tallarines) Este pesto es de kale, puerros, nueces y perejil

4 personas • 30 minutos

  • 400 a 500 gr de spaghetti
  • 150 gr de kale o col rizada*
  • 1 puerro
  • 1 diente de ajo
  • 50 gr de nueces
  • ½ taza de aceite de oliva
  • 1 cucharada de aceto balsámico
  • 2 puñados de perejil fresco
  • ricotta

Pica el puerro incluyendo parte del tallo verde. Pica también las hojas de kale, deshaciéndote antes de los tallos.

Picar fino el ajo y las nueces en trocitos chicos. Deja todo a mano.

Calienta un wok a fuego fuerte, con un chorro de aceite de oliva y echa a saltear los puerros con el kale y el ajo.

Añade unas pizcas de sal y pimienta, y continúa salteando hasta que el kale esté blando y suave, unos 5 a 7 minutos. Apaga el fuego y deja reposar.

Calienta una olla grande con abundante agua y cuando hierva echa a cocer los tallarines.

Por mientras agrega el salteado dentro de una 1-2-3 o procesadora, y echa la mitad de las nueces, el aceite de oliva, el aceto balsámico y las hojas de perejil.

Echa unas pizcas de sal y pimienta y procesa bien, hasta dejar una pasta lo más suave e homogénea posible.

Transfiere el pesto a un bol, agrega el resto de las nueces picadas y mezcla bien.

Cuando la pasta esté lista, estílala bien y luego devuélvela a la olla. Ponla sobre un tostador a fuego bajo para que no pierda calor.

Échale unas 4 a 5 cucharadas de pesto, incorporando bien con la pasta entre cada una.

Una vez que la pasta esté muy verde, transfiérela a una fuente o sírvela en cada plato. Reparte encima varias cucharaditas de ricotta y sirve inmediatamente.

Lo que te sobre de pesto lo puedes guardar en un frasco y cubrir la superficie con una capa de aceite de oliva, de esta manera dura varias semanas en el refrigerador.

Maridaje

Para acompañar un plato de tallarines con este pesto te proponemos una copita Gewurztraminer. Revisa nuestra selección aquí

Deja un Comentario