10 imperdibles Vinos del Mes

Vinoveranooooooooo

Vinosjuntos-enero-febrero

El verano trae a nosotros tesoros únicos e incomparables que podrán disfrutar durante estos meses. El calor nos hace querer gozar el tiempo de la mejor manera, con amigos, en terrazas, piscinas, pero siempre con vinito. Por eso nosotros este mes les queremos presentar tres viñas maravillosas que nos acompañarán de la mejor manera junto a sus creaciones.

Partiremos con Viña Apaltagua que comienza su historia en 1995, cuando el exitoso empresario estadounidense Edward Tutunjian se encontraba de vacaciones en Chile, se enamora del país y de sus sorprendentes vinos. Fue en ese momento cuando decide invertir y adquiere su primer viñedo llamado “La Pancora” ubicado en la VII Región, en el prestigioso Valle de Curicó. Posteriormente, con la nalidad de aumentar tanto la super cie plantada como la disponibilidad de más variedades de uva vinífera, adquiere una segunda propiedad en la zona llamada “Huaquén”, ubicada en la localidad de Curepto, área del valle del Maule, conocida por la excelencia de sus uvas.

Ademas, se suman los campos de Pirque (Maipo) Palmilla (Colchagua) y Manantiales en el Valle de San Antonio, transformándose de esta forma en una Viña Multivalle, con presencia en 5 de los mejores valles vitivinícolas del país. Esto le permite tener diversidad de variedades y vinos, debido a las cualidades de cada una de las Denominaciones de Origen donde se encuentra presente.

Otra de nuestras preciosas viñas es Santa Ema, su historia se remonta a comienzos del siglo XX, cuando don Pedro Pavone Voglino, inmigrante italiano, deportista y hombre de negocios, descubrió en Isla de Maipo un Terroir donde hasta hoy está la casa matriz.
El fundador junto a su hijo Félix Pavone Arbea, gran emprendedor y visionario, inició en el año 1956 la empresa vinícola Vinos Santa Ema. Dotándola de una avanzada infraestructura industrial para el desarrollo y gestión de vinos envasados de alta calidad. A partir de entonces, Santa Ema se abrió a Chile y al mundo, iniciando sus exportaciones, en un proceso sólido e ininterrumpido crecimiento, que hoy en día alcanza a más de 30 países de destino.

Y nuestro última y soñada viña es Iwines, que nos deleita con sabores aterciopelados, ideal para llegar a tomar en la tardecita en la terraza de nuestras casas. Además, déjenme comentarles que esta viña está a cargo de una mujer super power, Irene Paiva, quien ha logrado acercarse muchísimo a distintos mercados internacionales

Disfruten su soleado verano y el amor de sus vinos. Salú!

Deja un Comentario