Hellowine Relajo Vinos

¿Afecta la música al sabor del vino?

maridaje-sonoro-864x568

La música puede influir en el sabor del vinito, según una investigación impulsada por el enólogo chileno Aurelio Montes y realizada por una universidad británica que involucró a 250 estudiantes, la cual fue presentada en Londres hace algunos años.  De acuerdo con el estudio, las personas cambian en un 60% su percepción del sabor del vino que están degustando dependiendo del tipo de música que en ese momento escuchan.

 

 

  • Observaciones del estudio

 

Durante parte del experimento se tocaron cuatro piezas con tipos de música muy diferentes: el “Carmina Burana” de Carl Orff (“poderosa y pesada”), el “Vals de las Flores”, del “Cascanueces” de Tchailovsky (“refinada y delicada”), “Just Can’t Get Enough” interpretada por Nouvelle Vague (“alegre y refrescante”) y “Slow Breakdown” por Michael Brook (“suave y apacible”). 

Un 40% calificó el vino blanco como “alegre y refrescante” cuando escuchó este tipo de música, pero apenas un 26% lo calificó como “suave y apacible” al escuchar esta categoría.

El vino tinto se destacó en un 25% con la música suave, pero un 60% con las tonadas “poderosas”.

Según el experto en psicología musical, los resultados de estas diferentes percepciones se deben a una “teoría de detonantes cognitivos”, en el que la música prepara al cerebro para que responda de cierta manera ante el vino.

Por ejemplo, cuando se oye una pieza musical de gran fuerza, como puede ser la cantata escénica Carmina Burana, un vino como el Cabernet Sauvignon se percibe un 60% más potente, rico y robusto que cuando se saborea sin música alguna. 

 

“Es la primera vez que se ha probado científicamente que la música puede afectar a la percepción de otros sentidos y cambiar el gusto de un vino”, dijo el profesor Adrian North de la Universidad Heriot Watt. 

 

  • ¿Qué ocurre en los supermercados?

 

Previamente North había realizado una investigación en supermercados, en la que demostró que la influencia musical se produce también entre las góndolas, donde comprobó que las personas por ejemplo son cinco veces más proclives a comprar vino francés si se utiliza música ambiental con acordeones, pero si en cambio se toca música bávara (Alemania), el vino alemán supera al francés por 2 a 1.

 

¡Ahora prendamos Spotify y empecemos a maridar!

 

Fuente: AFP / Emol.com

Deja un Comentario